martes, 1 de octubre de 2013

¿Tipos de amigos?

El otro día estuve discutiendo sobre el concepto de amistad y sus múltiples acepciones.
Si remitimos a la R.A.E y buscamos la definición de "amistad", la primera que nos encontramos dice así:


1. f. Afecto personal, puro y desinteresado, compartido con otra persona, que nace y se fortalece con el trato.

Tras ello, he buscado el término "amigo/ga" y la definición es la siguiente.


1. adj. Que tiene amistad. U. t. c. s. U. (Usado también) como tratamiento afectuoso, aunque no haya verdadera amistad.

Siempre me parecerá curioso que el propio diccionario recoja el uso incorrecto (como buen instrumento que es) de esta y otras palabras; ¡Esta es la raíz de mi reflexión de hoy! Y es que me he dado cuenta de que hay pocos amigos como tal que puedan ser recogidos en el término "amistad" (aunque para ello no haga falta tener un máster). Sin embargo, hay gente que defiende de forma férrea que sí y que, además, tiene muchos y todos maravillosos. 
Por un lado, llaman amigos a la gente con la que solo te vas de copas un fin de semana casual para reír y pasar el rato, llaman amigos a los compañeros de clase o de trabajo (Y cuando me refiero a compañero, me refiero a los que tan solo te "acompañan" durante el día), etcétera. Esto es, a veces, la fuente de que nos llevemos a engaños y, por tanto, a decepciones.

¡No hay tipos de amigos! ¡No encuentro posible dicha diversidad! Yo lo que entiendo es que hay amigos con los que te vas de copas, hay amigos que trabajan o estudian contigo; hay amigos que, además de ser amigos, su trato es fortalecido en distintos ámbitos de tu vida.


Por ello considero que además de "afecto", la definición debería incluir el término "apoyo", incluso "reciprocidad" entre sus líneas... Para evitar engaños y, por tanto, decepciones.
~~TROVADOR DE SUEÑOS~~

10 comentarios:

  1. Al final solo queda la familia, y a veces ni eso.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por ello es sano tener muchos círculos distintos de gente, donde refugiarte o sencillamente compartir gustos y aficiones.
      Un saludo, Emilio.

      Eliminar
  2. Yo creo en la amistad, tengo por suerte, sí, ya se que tengo muchísima suerte.
    Apoyo, afecto, reciprocidad...

    Besos muchos ♥♥♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es importante hacerlo. Quien tiene un amigo tiene un tesoro dicen, y creo sin duda que es una gran verdad.
      Un saludo.

      Eliminar
  3. Trovador. Existe realmente la amistad?, o es la necesidad de contar con alguién para tomar unas copas o contarle nuestras cuitas y viceversa. La palabra amigo se usa en demacía, creo que hay compañeros y colegas como bien dices para compartir el día. La verdadera amistad se demuestra en los casos difíciles dando todo por el otro, en los momentos de benevolencia es fácil decir es mi amigo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El límite entre el egoísmo y el altruismo yo siempre he creído que es una cuestión de enfoque personal; todo lo que haces por el bien de otro lo haces por su bien y te reporta bien a tí, ahora bien... ¿Cual es tu prioridad?
      Dicen que el que bien quiere es el que disfruta dando ;)
      Un saludo, Roberto.

      Eliminar
  4. Efectivamente... Los amigos de verdad pueden contarse con los dedos de una mano. A quien le suceda lo contrario, o es muy afortunado, o le están dando "gato por liebre".
    Una entrada genial :)
    Muy interesante...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Princesa solitaria. A veces ni siquiera usamos todos los dedos de una ;) Un saludo

      Eliminar
  5. Siempre creeré en la amistad como el regalo más bendito de Dios<33 Buena entrada, pues.. La interpreto desde el punto de vista de que ese significado se está perdiendo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Bohemia Poeta. Se pierde y lo peor de todo es que cada vez somos menos comprometidos con las personas que se supone que queremos. Un saludo

      Eliminar

Apoyo la libertad de expresión, y me encanta que comenteis, pero si es una crítica, que sea constructiva. Gracias por dejarme escuchar tu voz.